Secuestran armas en un taller de Carabelas


El lugar fue clausurado. La investigación comenzó con la denuncia de un vecino al que le robaron una pistola.

La policía secuestró armas y municiones en un taller de Carabelas, que fue clausurado por distintas anomalías.

Tal acción comenzó el jueves pasado, cuando un vecino domiciliado en la planta urbana de la localidad denunció el robo de una pistola, cometido por autores ignorados que habían ingresado en su vivienda.

La fuerza inició una investigación y, poco después, el juzgado de garantías N° 2 del Departamento Judicial de Junín emitía tres órdenes de allanamiento para ser cumplimentadas en otros tantos domicilios carabelenses.

Uno de tales allanamientos, realizado en un taller, dio resultado positivo. Fueron secuestrados en la oportunidad un revólver calibre 32, una escopeta calibre 28, un pistolón y munición correspondiente a la escopeta y al revólver.

La policía labró además acta de infracción a la ley 13.081 y al artículo 87° de la ley 8.031, ya que el mencionado taller no poseía habilitación municipal, y tampoco contaba con el correspondiente libro de registro de vehículos. El lugar fue clausurado y tomó intervención el juzgado de paz letrado local.

Gear SA

Clyfer